Habemus Papam

El nuevo Papa se me ha presentado, lo reconozco, como un desconocido. Apenas me sonaba su nombre. Pero en esos pocos primeros minutos a partir de su aparición ante la multitud congregada en la plaza de san Pedro ya me ha dado la sensación de conocerle de toda la vida. Un encuentro con un amado padre espiritual. Ni siquiera ha tenido que hablar. Sólo ha sido verle, con esa apariencia tímida, como de no tener muy claro cómo actuar ante tanta gente, y ya se ha ganado mi afecto incondicional. Estaba ante Pedro, al poco de decirle el Señor que le daba las llaves del Reino. Y él, consciente de sus debilidades humanas, había decidido confiar en Él y aceptar la llamada.
Y luego ha hablado. Sencillo, humilde, pidiendo oración. El Espíritu Santo ha llamado a otro buen Papa, no me cabe duda. Además, reconozco un cierto toque de orgullo por mi afinidad a la espiritualidad ignaciana. Creo que se me puede permitir, ¿verdad?
Ha elegido el nombre de Francisco. No Francisco I, ojo, porque no hay Francisco II. Sólo Francisco. Que, en sus primeras palabras, haya hablado de la evangelización de Roma, me hace sospechar que lo hace en honor a san Francisco Javier, jesuita como él y evangelizador infatigable. Y es que los jesuitas (los buenos jesuitas) tienden a ser buenos evangelizadores.
También puede tratarse de un guiño a san Francisco de Asís, por su cercanía a los pobres. Aunque, francamente, creo que en este aspecto no podemos desdeñar tampoco al santo navarro.
En cualquier caso, a él le corresponde, si quiere, explicar el motivo de su nombre. Y a nosotros nos corresponde rezar por él, dar gracias a Dios y obedecerle a él y a la Iglesia.
Por cierto, como nota final: si los “vaticanistas” cobraran, como los demás, por hacer bien su trabajo, ahora mismo estarían en el paro. ¿Divisiones en el colegio cardenalicio? ¿Que si los más probables eran tal, cual o pascual? Ni puñetera idea. No han dado una. Cómo se nota que Dios no se rige según las suposiciones humanas.
Actualización: parece que eligió ese nombre por san Francisco de Asís. Duda resuelta.
email

Entradas relacionadas

Jorge Sáez Criado
Seguir Jorge Sáez Criado:

Informático y escritor, ha publicado más de cuarenta artículos en las revistas Icono, Punto de Encuentro, Ecclesia y Sembrar, además de en medios como Católicos con Acción. Autor de los ensayos La Escala de la Felicidad y Cartas desde el corazón a un hijo no nacido y de la novela Apocalipsis: El día del Señor. Puedes echar un vistazo a mis proyectos en la sección de Libros.

Jorge Sáez Criado
Últimas publicaciones de