A tu ritmo

publicado en: Blog, Blog: cambio, Blog: lucha | 0

Hace un tiempo, decidí volver del trabajo corriendo. No es ninguna tontería, según Google Maps hay unos cinco kilómetros. Pero el hecho es que mi trabajo es sedentario y luego no tengo tiempo para hacer ejercicio, así que esta me pareció la mejor opción para poder hacer algo de deporte. Luchar contra el colesterol, la grasa, desoxidar las articulaciones…

No os creáis que corro todo el tiempo. Hago pausas en las que voy caminando, recuperando resuello. Lo mío nunca ha sido correr. Y mucho menos cuando empecé con este hábito. Saludable hábito, diría yo.

Al principio, no era capaz de correr treinta segundos seguidos. Sí, ya lo sé, no os riais. Es poquísimo. Pero fue emocionante cuando, por fin, conseguí aguantar toda la acera hasta la primera carretera a cruzar.

Seguí así, poco a poco aguantando más. Hasta que, hace no mucho, conseguí correr ocho minutos seguidos. Eso sí, a base de pura fuerza de voluntad. Acababa esos minutos agotado, con lo que luego apenas podía hacer nuevas carreras. Pero iba logrando avanzar. A duras penas, pero lo hacía.

Sin embargo, un buen día, no recuerdo por qué, empecé a correr de otra manera. Más despacio, … Sigue leyendo

Seguimos con la Guerra de las Galaxias

Sí que es verdad que la Guerra de las Galaxias hace gala de un cierto panteísmo, con todo eso de “La Fuerza” que nos rodea. Pero eso no hace que no tenga cosas interesantes en las que nos podamos fijar.

Por cierto, si alguien no ha visto las películas y no quiere que le destripe parte de ellas, mejor que no siga leyendo. El que avisa no es traidor.

Yo diría que el protagonista absoluto de las dos trilogías es Darth Vader. Es, como ya adelanté en la anterior entrada, un personaje muy especial. No es un malo absoluto, aunque pueda parecerlo al principio, sino que se ve que tiene algo más detrás de esa máscara. Interesante detalle, por cierto, cómo mientras está en el lado oscuro permanece con la máscara puesta, pero cuando se “convierte” se la quitan. Luke, en ese momento, pasa a ver la realidad de ese hombre, con sus miserias pero también con sus grandezas.

La historia de Darth Vader, de Anakyn Skywalker, es una historia de amor. De amor y … Sigue leyendo

Hoy va de malos

Creo que a todos nos ha pasado estar viendo una película (o leyendo un libro) y darnos cuenta de que el personaje que mejor nos cae es, precisamente, el malo.

La foto que acompaña a esta entrada no es casual. Para mí, Darth Vader es el arquetipo de malo atrayente. Es posible que toda una generación piense de forma parecida sobre esto.

Y, a la vez, Luke Skywalker, sobre todo al principio, me parece un sujeto tremendamente soso. Sin vida, sin personalidad. Eso sí, luego mejora.

Pero ahí no acaba la cosa. Hay una multitud de películas en las que el “bueno” es más bien un antihéroe. Parece como que se desdibujan las fronteras entre el bien y el mal. ¿Por qué es así?
Bien, pienso que un punto muy importante, yo diría que vital, es que nos podemos identificar más con uno de estos malos que con un bueno que nunca, nunca, nunca rompe un plato. Y esto es así porque se parecen mucho más a alguien real que ese tipo de buenos. Una persona real tiene conflictos internos, tiene dudas, a veces se comporta mal, incluso a sabiendas. Pero lo que distingue al bueno … Sigue leyendo

El cristiano ha nacido para la lucha

Dijo León XIII que “el cristiano ha nacido para la lucha“. No es una frase suave y meliflua, de las que tanto gustan. Nos presenta una vida de combate, siempre dispuestos a luchar por nuestra salvación.

Pero no debemos minimizar otra gran batalla, aunque la primordial es la interior: la exterior. Dar testimonio con nuestras palabras y nuestras obras. Tratar de hacer realidad ya el Reino de Dios en este nuestro mundo. Eso incluye, para los que estamos en el mundo, ofrecer nuestra visión de las cosas, discutir si es necesario, corregir, aclarar puntos, actuar con coherencia. No se queda sólo en rezar por los demás. Ora et labora. O, como dice el refrán, “a Dios rogando y con el mazo dando“. Es una batalla en toda regla que incluye y necesita de la lucha interior, ya que lo que se vive dentro es lo que se exterioriza.

Me gustaría compartir con vosotros unos pocos puntos que pueden ser útiles para la batalla:

  • El guerrero lucha. Esta obviedad implica que no puede vivir por inercia, pretendiendo ser sólo un observador o guiándose por el “vive y deja vivir” que sólo sirve para enmascarar la
Sigue leyendo

Un deporte nacional

publicado en: Blog, Blog: cambio, Blog: lucha | 2

Y no, no voy a hablar de fútbol. Realmente, no podría hablar mucho de fútbol. Sin embargo, el “deporte” al que me refiero lo practican (lo practicamos) tanto los que les gusta el fútbol como los que no nos gusta. Me refiero al apreciadísimo deporte de la queja.

Todos tenemos una gran capacidad para quejarnos. ¿O no? Nos quejamos de lo mal que van las cosas, de los políticos, del trabajo, de los hijos, del tiempo y de todo lo que pueda ser objeto de queja.

El problema es que, junto a esa habilidad para quejarse, no existe por lo general una voluntad de dejarse de tonterías y buscar soluciones reales. Es justo lo que falta y lo que hace falta. Por ejemplo, de poco sirve que uno se queje continuamente de lo poco que le gusta su trabajo si no hace algo para cambiar eso. Ese algo puede ser desde buscar lo positivo de ese trabajo hasta explorar otra opción profesional. Pero es que lo fácil es quejarse. Hacerse la víctima. Coger el toro por los cuernos y luchar por salir adelante ya no se puede hacer dejándose llevar, y eso asusta. Te obligaría a salir … Sigue leyendo

Lo que podemos aprender de la crisis de Canal+ provocada por Risto Mejide

publicado en: Blog, Blog: cambio, Blog: lucha | 0

No sé si conocéis la crisis que provocó el publicista Risto Mejide a Canal+ España. La historia resumida es la siguiente (si queréis, podéis leer un análisis más extenso aquí, merece la pena):

La cosa comienza cuando Risto lanza un tuit diciendo que se daba de baja de Canal+ y que eran tan cutres de reclamarle un cable HDMI y dos euroconectores. Poco después llegó la jugada maestra de Risto: mandó un nuevo tuit en el que era aún más crítico, riéndose de la exagerada tasación de Canal+ de ese material (35€) y añadiendo una etiqueta (#unHDMIy2Euroconectores) para agrupar toda la conversación que surgiera alrededor de ese tema.

Eso, lo hace un usuario normal y no pasa nada. Pero a este sujeto le sigue la friolera de más de millón y medio de personas, con lo que, a base de tuits y retuits de propios y extraños, llegó un punto en el que esa etiqueta se convirtió en Trending Topic a nivel nacional. Es decir, en ese momento, esa etiqueta (y, por tanto, las quejas sobre Canal+ España) era sobre lo que más actividad había en Twitter.

La cosa terminó con Canal+ España Sigue leyendo

Cómo ser un buen padre

Debo reconocer que, esta vez, el título lleva trampa. Yo no sé cómo ser un buen padre. No tengo ni idea. Todos los días dudo que lo sea y que llegue a ser lo suficientemente bueno para Ignacio. Pero creo que la esencia está en una sola frase:

Debes ser lo que quieres que tu hijo sea.

Así, sin más. Sin anestesia. Y no me refiero a cosas “menores”, como en qué trabajará cuando sea mayor, sino más bien a su forma de ser como persona. Eso es mucho más importante porque trasciende todo lo que pueda hacer. Si quiero que mi hijo sea una persona honrada, alegre, generosa, no me queda más remedio que serlo yo antes. Eso es muy duro. Es un proyecto para toda la vida porque, ¿sabéis?, somos padres durante toda la vida.

Tenemos que ser conscientes de que estamos bajo estricta vigilancia. Nuestros hijos no nos quitan ojo de encima, y todo lo que hagamos se les va a quedar grabado de una u otra manera. Aunque no lo parezca. Aunque creamos que es algo trivial. No lo es. Dicen que “el … Sigue leyendo

Es triste, pero soy Frodo

Leí “El Señor de los Anillos” hace, creo, unos 16 años. Más o menos. Recuerdo que lo leí porque no paraban de decirme lo bueno que era ese libro. Así que decidí probar. Y me lo leí. Enterito, ¿eh? Pero cultivé durante toda la lectura unas ansias homicidas hacia Frodo como nunca había tenido antes. A cada página estaba deseando que llegaran los Jinetes Negros, le cazaran y acabaran con él. Sí, así, como suena.

¿Por qué? Porque es el prototipo de personaje estúpido. “Frodo, no te pongas el anillo. Nunca. Bajo ningún concepto.” El chico muy espabilado no era. Habría resultado mejor decirle “póntelo todo lo que quieras, que te queda muy bien”. De esa manera a lo mejor habría mantenido los dedazos lejos del anillo.

Pero fue pasando el tiempo. Y he ido madurando. Y, lo siento mucho, pero Frodo me sigue cayendo muy, pero que muy mal. El problema es que he descubierto que Frodo soy yo.

No, no me han crecido los pies. Ni se me han vuelto más peludos. Ni he encogido, ni fumo la hierba de los medianos, sea lo que sea esa hierba, que no quiero saberlo.

¿Y tú? ¿Ya te has convertido?

Pues la Navidad va de eso. Y muy especialmente para quienes nos hacemos llamar cristianos. ¿Acaso no decimos que Jesús vuelve a nacer en nuestros corazones? No se trata de una ñoñería para quedarnos tranquilos y a gustito, aunque lo parezca si no vamos al fondo. Si leemos el Evangelio vemos que la de Jesús no fue una vida precisamente ñoña ni tranquila. Es una llamada clara a la conversión de los corazones para quitar todo aquello que no permite que Cristo sea el único dueño y señor de nuestras existencias. Y hay que estar avispado, porque esa conversión tiene que darse todos los días de nuestra vida. En cada una de nuestras decisiones, buscar hacer la voluntad de Dios.

Parece que eso tan, en principio, inocente y hasta ñoño si se entiende superficialmente, cobra un cariz un poco más inquietante, ¿verdad? Ya no se trata sólo de cantar unos cuantos villancicos y olvidarnos hasta el próximo año. Resulta que es algo mucho más serio que influye en toda nuestra vida. Pues bien está que recapacitemos sobre ello y, con pleno convencimiento, comencemos la ardua tarea de convertirnos.… Sigue leyendo

Las causas de la crisis

Que estamos en medio de una crisis es algo sabido. Sin embargo, no parece que haya ni un sólo político con demasiado interés en solucionar las verdaderas causas de la crisis, que no es sólo económica.

Nuestro arzobispo, Don Francisco Gil Hellín, en su mensaje semanal, hace referencia a esta crisis.  Quisiera traer aquí un par de párrafos especialmente (las negritas son mías):

Hay una última sugerencia que no quiero dejar de apuntar. Me refiero a que no reduzcamos la crisis a términos únicamente económicos y financieros. Nadie negará que esos dos extremos forman parte del problema. Pero no son los únicos. Ni siquiera los más importantes. Detrás de ellos hay una profunda crisis de valores morales.

Si hemos llegado a esta situación, entre sus causas más graves se encuentran la codicia, el afán de enriquecimiento rápido y desmesurado, el lujo y los caprichos, el despilfarro, la corrupción a todos los niveles, la falta de responsabilidad en el ejercicio del trabajo, etcétera. Consiguientemente, la resolución de la crisis pasa necesariamente por atacar estos males. Si nos limitamos a ver las cosas sólo desde la perspectiva económica, no extirparemos las verdaderas causas de la enfermedad y Sigue leyendo

Apocalipsis: El día del SeñorPara celebrar el Día del Libro y el nacimiento de mi nuevo hijo, he pensado en darte la oportunidad de conseguir mi última novela, Apocalipsis, a mitad de precio en su edición digital. Es una opción que hasta ahora sólo daba a quienes vinieran a las presentaciones, pero creo que la ocasión lo merece.

Es una oportunidad para celebrarlo contigo. Por ello no he cambiado el precio del libro. Sigue estando a 3.99€. En cambio, he generado un código en Lektu para que lo puedas adquirir por 1.99€. Menos de lo que cuestan un par de cafés.

El tiempo durante el que puedes aprovecharte de este código es limitado: el día 25 ya no estará activo. Y hay otra limitación: sólo aprovecharán esta oferta los primeros 15 que utilicen el código.

Sin más, aquí está el código: ALABSDTD8YQW1KDT

Para utilizarlo, sólo tienes que entrar en https://lektu.com/es/promo e introducir el código. O, para ponértelo más fácil aún, pulsar en este enlace, que ya incluye el código: https://lektu.com/es/promo/ALABSDTD8YQW1KDT

Una novela por menos de 2€. Y recuerda que también puedes conseguir Meditando el Santo Rosario: misterios gozosos por menos de 1€. Puedes aprovechar y comprarlos juntos en Lektu.

¡Feliz Día del Libro!